Print this post Print this post

Expertos & Vendedores

YellowDress1,393 words

English original here

De acuerdo al libro de Malcom Gladwell The Tipping Point (discutido aquí y aquí), los Conectores –la gente con amigos y conocidos en una variedad de mundos sociales – son cruciales en lograr viralizar la información. ¿Pero de dónde sacan esta información? 

Para responder esto, Gladwell introduce el concepto de Experto. Los Expertos son recaudadores de información. En el reino económico, los Expertos son la gente que recauda información respecto a precios y productos. Son una fuente inagotable de consejos, listados, y comparaciones. Los Expertos son los tipos de persona que escriben reseñas de mil palabras sobre almohadas en Amazon.com. Si estás comprando una computadora, hablas con un Experto en computadoras. Si estás comprando un auto, hablas con un Experto en autos.

Ser un Experto del mercado tiene naturales ventajas económicas. Pero es poco frecuente que esa sea su motivación. Los Expertos generalmente recaudan este tipo de información simplemente porque les interesa, y la comparten simplemente porque quieren ayudar. Y como no son promotores comerciales pagos, sus recomendaciones tienen un importante peso.

Gladwell se enfoca en los Expertos del mercado, pero los mismos motivos y características personales se encuentran presentes en académicos, específicamente los investigadores, quien a menudo persiguen conocimiento altamente especializando como un fin en sí mismo, pero cuyos esfuerzos a menudo tienen un amplio rango de consecuencias prácticas. Aunque Gladwell no menciona el aspecto autista, el intenso y desinteresado actuar del Experto en relación a su búsqueda de conocimiento fino apunta en esa dirección.

Hay muchos Expertos en la Derecha, y ellos juegan un rol importante. Son las personas que compilan citas, links e ilustraciones concretas. ellos son las personas que disfrutan comprimir números. Pero los Expertos son a menudo desapreciados. Los tipos Activistas los dejan de lado como nerds con las caras llenas de grano carentes de un sentido de utilidad y urgencia política. Pero ahora mismo estamos en una guerra de ideas, y los Expertos compilan y entregan ideas que podemos transformar en armas.

Aunque la sinceridad y el desinterés cuentan muchísimo, los Expertos no son el tipo de personas ideales para entregar las ideas. Tienden a ser spammers. Tienden a ser cortos de vista. A menudo dan demasiada información. Algunas veces pierden de vista la imagen más grande. Pero cuando necesito información, acudo a un Experto. Puedo mantener en claro la imagen más grande por mis propios medios. Por lo tanto, prefiero que los Expertos recauden y entreguen tanta información cruda y desorganizada como sea posible.

Entre más Expertos atraiga la Nueva Derecha, y entre más feliz los hagamos, más fuerte será nuestro movimiento. Pero para encontrar y cultivar Expertos, tenemos que entenderlos, es por esto que Gladwell nos resulta de tanta ayuda.

La discusión de Gladwell sobre Conectores y Expertos también se vuelve una discusión sobre los judíos. Los Conectores y Expertos perfilados por Gladwell parecen ser todos judíos. Cuando él ofrece una forma de evaluar tu nivel de conectividad al contar el número de personas que conoces cuyos apellidos son los mismos que un número al azar del directorio telefónico de NYC, el test es obviamente con prejuicios pro-judíos. Soy una persona altamente conectada, pero marco un punto al no conocer gente llamada Alpern, Aran, Arnstein, Ballout, Bamberger, Blau, Bohen, Borsuk, Brendle, Cohen, Cohn, Eastman, Fermin, Finkelstein, Farber, Falkin, Feinman, Friedman, etc. (para elegir de la primera docena de líneas). Gladwell incluso menciona que la palabra “Experto” viene “del Yiddish”. Debido a que Gladwell vive en New York City y trabaja para el The New Yorker, uno puede dejar de lado el judeo-centrismo de su análisis como simple prejuicios de muestra. Pero la posibilidad más interesante es la tendencia de ser Conectores y Expertos contribuye al éxito judío y el dominio social. Lo cual recomienda su análisis a otros grupos que apuntan al dominio social.

La información y la conexión por sí mismas no son suficientes para viralizarse, sin embargo. El tercer componente esencial es la acción. La gente debe ser persuadida a efectivamente comprar un producto o una idea. Por lo tanto, la discusión de Gladwell sobre el Vendedor, cuyas principales características resultan ser información convertida en un arma y carisma (estos son mis términos).

Los Vendedores tienen que comandar la información. Pero tiene que estar transformada en un arma. El mejor Vendedor tiene un amplio repertorio de hechos y argumentos para responder a cada objeción. Tomar puntos, en otras palabras, y la habilidad de entregarlos.

El carisma es una forma de encanto y atracción que hace que la gente quiera mirarte, escucharte, y estar de acuerdo con vos, e inclusive obedecerte. El carisma es una forma no racional de persuasión. Es una forma no violenta de coerción. Es la “fuerza de la personalidad”. Puede llevar a la acción sin la necesidad de apelar a la razón o a la fuerza, aunque sea una sola vez. El carisma es un fenómeno misterioso, pero Gladwell cita algunos estudios científicos para tirar un poco de luz sobre ella.

Primero, resulta que las personas se encuentran muy en sintonía con formas no verbales de comunicación, tales como gestos y expresiones. Segundo, ciertos gestos y expresiones pueden ser contagiosos. Si bostezo, por ejemplo, es probable que también lo hagas. Si sonrío, es más probable que sonrías. Tercero, la conexión casual entre emociones y expresiones van en dos caminos. Sonreímos porque estamos felices, pero también podemos hacernos felices al sonreír.

La gente carismática es excepcionalmente buena en comunicar su estado interior no solo verbalmente sino a través de puntos subverbales. Si estos se vuelven contagiosos, ellos pueden cambiar nuestra forma de pensar. Un vendedor que sonríe puede hacernos sonreír. Un vendedor que asiente, nos puede hacer asentir. Y si sonreímos, es más probable que nos sintamos felices. Si asentimos, es más probable que estemos de acuerdo con lo que es dicho. Cuando esta forma de persuasión no-racional está unida con hechos y argumentos bien entregados tiene el poder de cambiar el mundo.

El Factor de Pegajosidad se refiere al hecho de que las ideas que se pegan en nuestras mentes son las que con mayor probabilidad se divulgaran. Por lo tanto, si quieres viralizar las ideas, las tienes que hacer memorables. Hacerlas simples, afirmarlas élegamente, hacerlas concisas, hacerlas rimar, asociarlas con imágenes impactantes, etc. La discusión de Gladwell trata mayoritariamente con la televisión para niños, la cual no es realmente relevante a la política, aunque ilustra la idea de que algunas veces juguetear con los márgenes puede dramáticamente transformar la pegajosidad de un mensaje. La lección más importante del capítulo es que la información se vuelve más pegajosa si está acompañada por una oportunidad de actuar sobre ella inmediatamente. (Por lo que me ha dado algunas ideas de retocar el diseño de Counter-Currents).

El elemento más importante de la discusión sobre el Contexto trata los roles críticos que cumplen los grupos como incubadores de ideas virtuales. Esto ilustra bellamente la harmonía de las dos ramas de la metapolítica: propagar ideas y construir comunidades. Los grupos también amplifican la conectividad de las ideas, puesto que cada miembro está conectado con un tipo diferente de personas.

Gladwell cita una investigación interesante sobre la escala ideal de los grupos. Debido a los límites de la mente humana de mantener contacto con individuos y relaciones, podemos mantener verdadero contacto social con un máximo de 150 personas, esta es la razón por la cual los Huteritas se dividen cuando alcanzan los 150 miembros. Grupos más grandes requieren formas impersonales de organización, que pueden escalar para comprender billones. La ley de los 150 vale la pena ser recordada para quienes desean organizar tribus Nacionalistas Blancas y ordenes fraternales. Tales grupos no son un substituto para la civilización, pero pueden ser vehículos para preservar la Civilización Occidental en una batalla con invasores y tribus parasitarías.

Altamente recomiendo The Tipping Point. He tan sólo podido remarcar los puntos fuertes en mis artículos. Gladwell ofrece muchos análisis útiles y casos de como las ideas y productos se vuelven virales. Pero él deja en claro que estos procesos también dependen de incontables contingencias, lo cual lo hace imposible de planear, predecir, y controlarlas. La buena noticia es que las mismas contingencias hacen imposible suprimir las ideas virales.

El rol del azar también significa que cada uno de nosotros puede ser la última paja, aquel quien inclina la balanza. Este hecho es fortalecedor, siempre y cuando reconozcamos que estos procesos no pueden ser planeados o controlados. Así que deberíamos desapegarnos de los resultados y buscar las recompensas intrínsecas de la lucha. Deberíamos verlo como deber moral, y también deberíamos intentar tener la mayor diversión posible con ello. Y si suficientes de nosotros andamos por ahí con disciplina y alegría, creando memes y relaciones con el mundo real, puede que tengamos suerte y cambiemos el mundo.

 

If you enjoyed this piece, and wish to encourage more like it, give a tip through Paypal. You can earmark your tip directly to the author or translator, or you can put it in a general fund. (Be sure to specify which in the "Add special instructions to seller" box at Paypal.)
This entry was posted in North American New Right and tagged , , , , , , , , , , , , , , , . Both comments and trackbacks are currently closed.
    Kindle Subscription
  • EXSURGO Apparel

    Our Titles

    Confessions of a Reluctant Hater (2nd ed.)

    The Hypocrisies of Heaven

    Waking Up from the American Dream

    Green Nazis in Space!

    Truth, Justice, and a Nice White Country

    Heidegger in Chicago

    The End of an Era

    Sexual Utopia in Power

    What is a Rune? & Other Essays

    Son of Trevor Lynch's White Nationalist Guide to the Movies

    The Lightning & the Sun

    The Eldritch Evola

    Western Civilization Bites Back

    New Right vs. Old Right

    Lost Violent Souls

    Journey Late at Night: Poems and Translations

    The Non-Hindu Indians & Indian Unity

    Baader Meinhof ceramic pistol, Charles Kraaft 2013

    Jonathan Bowden as Dirty Harry

    The Lost Philosopher, Second Expanded Edition

    Trevor Lynch's A White Nationalist Guide to the Movies

    And Time Rolls On

    The Homo & the Negro

    Artists of the Right

    North American New Right, Vol. 1

    Forever and Ever

    Some Thoughts on Hitler

    Tikkun Olam and Other Poems

    Under the Nihil

    Summoning the Gods

    Hold Back This Day

    The Columbine Pilgrim

    Confessions of a Reluctant Hater

    Taking Our Own Side

    Toward the White Republic

    Distributed Titles

    Tyr, Vol. 4

    Reuben

    The Node

    Axe

    Carl Schmitt Today

    A Sky Without Eagles

    The Way of Men

    Generation Identity

    Nietzsche's Coming God

    The Conservative

    The New Austerities

    Convergence of Catastrophes

    Demon

    Proofs of a Conspiracy

    Fascism viewed from the Right

    Notes on the Third Reich

    Morning Crafts

    New Culture, New Right

    The Fourth Political Theory

    Can Life Prevail?

    The Metaphysics of War

    Fighting for the Essence

    The Arctic Home in the Vedas

    Asatru: A Native European Spirituality

    The Shock of History

    The Prison Notes

    Sex and Deviance

    Standardbearers

    On the Brink of the Abyss

    Beyond Human Rights

    A Handbook of Traditional Living

    Why We Fight

    The Problem of Democracy

    Archeofuturism

    The Path of Cinnabar

    Tyr

    The Lost Philosopher

    Impeachment of Man

    Gold in the Furnace

    Defiance

    The Passing of a Profit & Other Forgotten Stories

    Revolution from Above